Descubriendo la cultura del antiguo Egipto

Descubriendo la cultura del antiguo Egipto


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

Descubriendo la cultura del antiguo Egipto de Alix Wood es parte de la serie Arqueología y culturas antiguas. Está diseñado para niños más pequeños con el objetivo de despertar su interés y educarlos sobre las culturas antiguas. El libro tiene una extensión de 2 páginas que detalla una ciudad, un pueblo o un tema de la historia del antiguo Egipto, incluidas las pirámides de Giza, los faraones, los templos, etc. Proporciona una breve descripción del tema con imágenes de artefactos, ruinas. , arte y gente de la época.

Descubriendo la cultura del antiguo Egipto de Alix Wood es parte de la Arqueología y culturas antiguas serie. Está diseñado para niños más pequeños en edad escolar primaria con el objetivo de despertar su interés y educarlos sobre las culturas antiguas.

Este libro se concentra en la gente y las maravillas del antiguo Egipto. Casi todo el mundo conoce las famosas pirámides de Giza, pero pocos están familiarizados con Herakleopolis y el templo de Karnak y las increíbles construcciones dentro de esos sitios. ¡Este libro lo lleva a recorrer los tres! También te lleva a un breve recorrido por la vida de los trabajadores en su intento de construir monumentos que perdurarán a lo largo de los siglos, durante el reinado de la reina Hatshepsut y a través de ciudades casi perdidas. Además, proporciona la historia de la Piedra Rosetta y cómo llegamos a comprender muchos de los jeroglíficos del antiguo Egipto. Dentro de cada sección, proporciona imágenes de los monumentos, personas y artefactos que menciona. Estas imágenes ayudan a llevar al lector al antiguo Egipto y ayudan a visualizar lo que se muestra en el texto. Además, cada página contiene un mapa de Egipto que muestra dónde se encuentran los temas actuales que se mencionan. Al principio del libro hay un mapa que muestra el lugar de Egipto en el mundo. Dentro del texto hay palabras en negrita que enlazan con un glosario al final del libro para ayudar a los lectores jóvenes a aprender nuevas palabras con las que quizás no estén familiarizados. También contiene una sección corta que enumera algunos libros y un sitio web al que se puede acceder si están interesados ​​en aprender más sobre el tema.

Como se indica en el título de la serie, este libro se centra en la arqueología y la cultura del antiguo Egipto. De acuerdo con los otros títulos, este libro hace un buen trabajo al mostrar y explicar muchos ejemplos de artefactos encontrados en el antiguo Egipto. Sin embargo, lo que le falta es una explicación de la arqueología en sí. Carece de una explicación de cómo funcionan las excavaciones y cómo se identifican los artefactos. Este libro mejoraría enormemente si explicara cómo se realizan los descubrimientos arqueológicos.

Este libro explica mejor la cultura del antiguo Egipto que los otros libros de la serie. La conexión entre una época de Egipto y otra todavía falta, pero se le da más contexto a cada época de la historia egipcia en comparación con lo que se dio en los títulos de Mesopotamia o Grecia en esta serie. Se muestran diferentes jeroglíficos correspondientes a las etapas de la escritura en la cultura egipcia. Sin embargo, hay una página en el libro que muestra jeroglíficos que, según ellos, se asemejan a helicópteros, submarinos, naves espaciales y planeadores. La motivación para incluirlos fue probablemente inocente, ya que los niños estarían intrigados por esto, sin embargo, el reconocimiento de las teorías de la conspiración en un libro para niños que quizás no puedan distinguir los hechos de la ficción tan fácilmente es decepcionante.

A pesar de los pocos problemas mencionados anteriormente, el libro contiene muchas imágenes coloridas e interesantes de artefactos egipcios. Las imágenes en el libro son de primera clase, aunque podrían necesitar un poco más de descripción de lo que generalmente se da. Contiene lo suficiente para ser útil para aprender sobre Egipto, aunque no sería un gran texto independiente, a menos que el lector tuviera problemas con grandes cantidades de información a la vez. Este libro es eficaz en su proporción de imagen a texto. Sería una herramienta beneficiosa para un niño que tiene dificultades para leer grandes cantidades de información al mismo tiempo. Está diseñado para mantener el interés de un niño pequeño y enseñarle algunos datos interesantes en un breve espacio. Captura muchos de los aspectos más interesantes de los monumentos y artefactos egipcios, proporcionando una introducción decente a la arqueología y las culturas del antiguo Egipto.

No es un gran libro fundacional para niños, que deja mucho que desear sobre la historia y la cultura. Sin embargo, este libro está bastante bien hecho en general y sería un recurso complementario decente para los niños en edad escolar primaria.


El árabe es actualmente el idioma oficial de Egipto. Llegó a Egipto en el siglo VII, [2] y es el idioma formal y oficial del estado que utilizan el gobierno y los periódicos. Mientras tanto, el dialecto árabe egipcio o Masri es el idioma oficial hablado del pueblo. De las muchas variedades de árabe, el dialecto egipcio es el más hablado y el más entendido, debido a la gran influencia del cine egipcio y de los medios de comunicación egipcios en todo el mundo de habla árabe. Hoy en día, muchos estudiantes extranjeros tienden a aprenderlo a través de canciones y películas egipcias, y el dialecto está siendo etiquetado como uno de los más fáciles y rápidos de aprender. [ cita necesaria ] La posición de Egipto en el corazón del mundo de habla árabe lo ha convertido en el centro de la cultura y su dialecto generalizado ha tenido una gran influencia en casi todos los dialectos vecinos, teniendo tantos dichos egipcios en su vida diaria. [ cita necesaria ]

La lengua egipcia, que formó una rama separada entre la familia de lenguas afroasiáticas, fue una de las primeras lenguas escritas y se conoce por las inscripciones jeroglíficas conservadas en monumentos y hojas de papiro. El idioma copto, la etapa más reciente del egipcio escrito principalmente en alfabeto griego con siete letras demóticas, es hoy el idioma litúrgico de la Iglesia ortodoxa copta. [ cita necesaria ]

El dialecto "Koiné" de la lengua griega fue importante en la Alejandría helenística y se utilizó en la filosofía y la ciencia de esa cultura, y más tarde fue estudiado por eruditos árabes. [ cita necesaria ]

En el alto valle del Nilo, en el sur de Egipto, alrededor de Kom Ombo y al sur de Asuán, hay alrededor de 300.000 hablantes de lenguas nubias, principalmente noubi, pero también kenuzi-dongola. En Siwa Oasis, también existe el idioma Siwi que es hablado por unos 20.000 hablantes. Otras minorías incluyen aproximadamente dos mil hablantes de griego en Alejandría y El Cairo, así como aproximadamente 5.000 hablantes de armenio. [ cita necesaria ]

Muchos egipcios creían que cuando llegara la muerte de su faraón, tendrían que enterrar al faraón en las profundidades de la pirámide. La literatura egipcia antigua se remonta al Reino Antiguo, en el tercer milenio antes de Cristo. La literatura religiosa es mejor conocida por sus himnos y sus textos mortuorios. La literatura egipcia más antigua que se conserva son los Textos de las Pirámides: la mitología y los rituales tallados alrededor de las tumbas de los gobernantes. La literatura secular posterior del antiguo Egipto incluye los "textos de sabiduría", formas de instrucción filosófica. los Instrucción de Ptahhotep, por ejemplo, es una recopilación de proverbios morales de un Egto (a mediados del segundo milenio antes de Cristo) que parecen haber sido extraídos de una clase administrativa de élite, y fueron celebrados y venerados en el Reino Nuevo (hasta el final del segundo milenio a. ). Con el tiempo, los Textos de las Pirámides se convirtieron en Textos de Ataúdes (quizás después del final del Reino Antiguo) y, finalmente, la literatura mortuoria produjo su obra maestra, la Libro de los Muertos, durante el Reino Nuevo.

El Reino Medio fue la edad de oro de la literatura egipcia. Algunos textos notables incluyen el cuento de Neferty, las instrucciones de Amenemhat I, el cuento de Sinuhe, la historia del marinero náufrago y la historia del campesino elocuente. Instrucciones se convirtió en un género literario popular del Nuevo Reino, tomando la forma de consejos sobre el comportamiento adecuado. La historia de Wenamun y el Instrucción de cualquier son ejemplos bien conocidos de este período.

Durante el período grecorromano (332 a. C. - 639 d. C.), la literatura egipcia se tradujo a otros idiomas y la literatura grecorromana se fusionó con el arte nativo en un nuevo estilo de escritura. De este período proviene la Piedra Rosetta, que se convirtió en la clave para desvelar los misterios de la escritura egipcia para la erudición moderna. La gran ciudad de Alejandría contaba con su famosa Biblioteca de casi medio millón de libros escritos a mano durante el siglo III a. C. El centro de aprendizaje de Alejandría también produjo la traducción griega de la Biblia hebrea, la Septuaginta.

Durante los primeros siglos de la era cristiana, Egipto fue fuente de una gran cantidad de literatura ascética en lengua copta. Los monasterios egipcios tradujeron muchas palabras griegas y siríacas, que ahora solo existen en copto. Bajo el Islam, Egipto continuó siendo una gran fuente de esfuerzo literario, ahora en lengua árabe. En 970, se fundó la Universidad al-Azhar en El Cairo, que hasta el día de hoy sigue siendo el centro más importante de aprendizaje islámico sunita. En el Egipto del siglo XII, el erudito talmúdico judío Maimónides produjo su obra más importante.

En la época contemporánea, los novelistas y poetas egipcios fueron de los últimos en experimentar con estilos modernos de literatura en lengua árabe, y las formas que desarrollaron han sido ampliamente imitadas. La primera novela egipcia moderna Zaynab de Muhammad Husayn Haykal se publicó en 1913 en lengua vernácula egipcia. El novelista egipcio Naguib Mahfouz fue el primer escritor de lengua árabe en ganar el Premio Nobel de Literatura. Muchos libros y películas egipcias están disponibles en todo el Medio Oriente. Otros escritores egipcios prominentes incluyen a Nawal El Saadawi, conocida por sus obras feministas y activismo, y Alifa Rifaat, quien también escribió sobre mujeres y tradición. Se dice que la poesía vernácula es el género literario más popular entre los egipcios, representado de manera más significativa por Bayram el-Tunsi, Ahmed Fouad Negm (Fagumi), Salah Jaheen y Abdel Rahman el-Abnudi.

Aproximadamente el 75 por ciento de la población de Egipto es musulmana, con una mayoría sunita. Alrededor del 22 por ciento de la población es cristiana copta, otras religiones y otras formas de cristianismo comprenden el tres por ciento restante. El Islam sunita ve a Egipto como una parte importante de su religión debido no solo a los versos coránicos que mencionan al país, sino también a la Universidad Al-Azhar, una de las universidades más antiguas del mundo y la más antigua en funcionamiento. Fue creada como escuela de estudios y trabajos religiosos.

Arte egipcio en la antigüedad Editar

Los egipcios fueron una de las primeras grandes civilizaciones en codificar elementos de diseño en el arte. La pintura mural realizada al servicio de los faraones siguió un código rígido de reglas y significados visuales. El arte egipcio temprano se caracteriza por la ausencia de perspectiva lineal, lo que da como resultado un espacio aparentemente plano. Estos artistas tendían a crear imágenes basadas en lo que sabían y no tanto en lo que veían. Los objetos en estas obras de arte generalmente no disminuyen de tamaño a medida que aumentan la distancia y hay poco sombreado para indicar la profundidad. A veces, la distancia se indica mediante el uso de espacio escalonado, donde los objetos más distantes se dibujan más arriba de los objetos cercanos, pero en la misma escala y sin superposición de formas. Las personas y los objetos casi siempre se dibujan de perfil.

La pintura alcanzó su apogeo en la dinastía XVII durante los reinados de Tutmosis IV y Amenhotep III. El panel fragmentario de Lady Thepu, a la derecha, data de la época del último rey. [3]

Los primeros artistas egipcios tenían un sistema para mantener las dimensiones dentro de la obra de arte. Utilizaron un sistema de cuadrícula que les permitió crear una versión más pequeña de la obra de arte y luego escalar el diseño en función de la representación proporcional en una cuadrícula más grande.

El arte egipcio en los tiempos modernos Editar

El arte egipcio moderno y contemporáneo puede ser tan diverso como cualquier obra del panorama artístico mundial. Algunos nombres conocidos incluyen Mahmoud Mokhtar, Abdel Hadi Al Gazzar, Farouk Hosny, Gazbia Sirry, Kamal Amin, Hussein El Gebaly, Sawsan Amer y muchos otros. Muchos artistas en Egipto han adoptado medios modernos como el arte digital y este ha sido el tema de muchas exposiciones en El Cairo en los últimos tiempos. También ha habido una tendencia a utilizar la World Wide Web como una salida alternativa para los artistas y existe una fuerte comunidad de Internet centrada en el arte en grupos que han encontrado su origen en Egipto.

Las contribuciones culturales de Egipto han incluido grandes obras de ciencia, arte y matemáticas, desde la antigüedad hasta los tiempos modernos.

Tecnología Editar

Imhotep Editar

Considerado el primer ingeniero, arquitecto y médico de la historia conocido por su nombre, Imhotep diseñó la pirámide de Djoser (la pirámide escalonada) en Saqqara en Egipto alrededor del 2630 al 2611 a. C., y puede haber sido responsable del primer uso conocido de columnas en arquitectura. El historiador egipcio Manetón le atribuyó el mérito de haber inventado un edificio revestido de piedra durante el reinado de Djoser, aunque no fue el primero en construir con piedra. También se cree que Imhotep fundó la medicina egipcia, siendo el autor del documento médico más antiguo conocido del mundo, el Papiro de Edwin Smith.

Egipto ptolemaico y romano editar

La ruta de la seda atravesaba la antigua Alejandría. Además, la Biblioteca Real de Alejandría fue una vez la más grande del mundo. Por lo general, se supone que se fundó a principios del siglo III a. C. durante el reinado de Ptolomeo II de Egipto después de que su padre hubiera establecido el Templo de las Musas o Museo. La organización inicial se atribuye a Demetrius Phalereus. Se estima que la biblioteca ha almacenado en su punto máximo de 400.000 a 700.000 pergaminos.

Una de las razones por las que se sabe tan poco sobre la Biblioteca es que se perdió siglos después de su creación. Todo lo que queda de muchos de los volúmenes son títulos tentadores que insinúan toda la historia perdida debido a la destrucción del edificio. Pocos eventos en la historia antigua son tan controvertidos como la destrucción de la Biblioteca, ya que el registro histórico es a la vez contradictorio e incompleto. Algunos autores han atribuido su destrucción a, entre otros, Julio César, Augusto César y los fanáticos católicos durante la purga de la herejía arriana. que fueron retratados como bárbaros ignorantes, a menudo por razones puramente políticas.

En 2003 se inauguró una nueva biblioteca cerca del sitio de la antigua biblioteca.

El Faro de Alejandría, una de las Siete Maravillas del Mundo Antiguo, diseñado por Sostratus de Cnidus y construido durante el reinado de Ptolomeo I Soter, sirvió como punto de referencia de la ciudad y, más tarde, como faro.

Matemáticas y tecnología Editar

Alejandría, siendo el centro del mundo helenístico, produjo una serie de grandes matemáticos, astrónomos y científicos como Ctesibius, Pappus y Diphantus. También atrajo a estudiosos de todo el Mediterráneo, como Eratóstenes de Cirene.

Ptolomeo editar

Ptolomeo es uno de los astrónomos y geógrafos más famosos de Egipto, famoso por su trabajo en Alejandría. Nacido como Claudio Ptolomeo (griego: Κλαύδιος Πτολεμαίος c. 85 - c. 165) en el Alto Egipto, fue geógrafo, astrónomo y astrólogo. [4]

Ptolomeo fue autor de dos importantes tratados científicos. Uno es el tratado astronómico que ahora se conoce como el Almagesto (en griego Η μεγάλη Σύνταξις, "El gran tratado"). En esta obra, uno de los libros más influyentes de la antigüedad, Ptolomeo recopiló el conocimiento astronómico del mundo antiguo griego y babilónico. El otro trabajo principal de Ptolomeo es su Geografía. Esta también es una recopilación de lo que se sabía sobre la geografía mundial en el Imperio Romano en su época.

En su Óptica, obra que sólo sobrevive en una traducción árabe, escribe sobre las propiedades de la luz, incluida la reflexión, la refracción y el color. Sus otras obras incluyen Hipótesis planetaria, Planisphaerium y Analemma. El tratado de Ptolomeo sobre astrología, el Tetrabiblos, fue la obra astrológica más popular de la antigüedad y también gozó de gran influencia en el mundo islámico y el Occidente latino medieval.

Ptolomeo también escribió el influyente trabajo Armónicos sobre teoría musical. Después de criticar los enfoques de sus predecesores, Ptolomeo defendió basar los intervalos musicales en proporciones matemáticas (en contraste con los seguidores de Aristoxenus) respaldados por la observación empírica (en contraste con el enfoque sobreteórico de los pitagóricos). Presentó sus propias divisiones del tetracordio y la octava, que derivó con la ayuda de un monocordio. Los intereses astronómicos de Ptolomeo aparecieron en una discusión sobre la música de las esferas.

Los tributos a Ptolomeo incluyen el cráter de Ptolomeo en la Luna y el cráter de Ptolomeo en Marte.

Egipto medieval Editar

Abu Kamil Shuja ibn Aslam Modificar

Ibn Yunus Modificar

Egipto moderno Editar

Ahmed Zewail Modificar

Ahmed Zewail (árabe: أحمد زويل) (nacido el 26 de febrero de 1946) es un químico egipcio y ganador del Premio Nobel de Química en 1999 por su trabajo sobre femtoquímica. Nacido en Damanhur (60 km al sureste de Alejandría) y criado en Disuq, se mudó a los Estados Unidos para completar su doctorado en la Universidad de Pensilvania. Se le otorgó un nombramiento como profesor en Caltech en 1976, donde ha permanecido desde entonces.

El trabajo clave de Zewail ha sido como pionero de la femtoquímica. Desarrolló un método mediante una técnica láser rápida (que consiste en destellos láser ultracortos), que permite la descripción de reacciones a nivel atómico. Puede verse como una forma muy sofisticada de fotografía con flash.

En 1999, Zewail se convirtió en el tercer egipcio en recibir el Premio Nobel, después de Anwar Sadat (1978 en Paz) y Naguib Mahfouz (1988 en Literatura). En 1999, recibió el más alto honor estatal de Egipto, el Gran Collar del Nilo.

Egiptología Editar

En los tiempos modernos, la arqueología y el estudio de la herencia antigua de Egipto como campo de la egiptología se ha convertido en una actividad científica importante en el propio país. El campo comenzó durante la Edad Media y ha sido dirigido por europeos y occidentales en los tiempos modernos. El estudio de la egiptología, sin embargo, ha sido retomado en las últimas décadas por arqueólogos egipcios como Zahi Hawass y el Consejo Supremo de Antigüedades que él dirige.

El descubrimiento de la Piedra Rosetta, una tablilla escrita en griego antiguo, escritura demótica egipcia y jeroglíficos egipcios, se ha atribuido parcialmente al revuelo reciente en el estudio del Antiguo Egipto. El griego, un idioma muy conocido, dio a los lingüistas la capacidad de descifrar el misterioso idioma jeroglífico egipcio. La capacidad de descifrar jeroglíficos facilitó la traducción de cientos de textos e inscripciones que antes eran indescifrables, dando una idea de la cultura egipcia que de otro modo se habría perdido con el tiempo. La piedra fue descubierta el 15 de julio de 1799 en la ciudad portuaria de Rosetta Rosetta, Egipto, y se encuentra en el Museo Británico desde 1802.

El fútbol es el deporte más popular en Egipto. Los clubes de fútbol egipcios, especialmente El Ahly y El Zamalek, son conocidos en todo el continente africano y disfrutan de la reputación de campeones de este deporte a nivel regional. Gozan de popularidad incluso entre los no egipcios.

La selección egipcia de fútbol ganó siete veces la Copa Africana de Naciones, estableciendo un nuevo récord en África (años: 57, 59, 86, 98, 06, 08, 10). Egipto fue el primer país africano en unirse a la FIFA, pero solo llegó a la Copa Mundial de la FIFA en tres ocasiones, en 1934, 1990 y 2018. En la Copa Mundial Militar, Egipto ganó el título cinco veces y fue subcampeón en otra. dos veces.

Otros deportes populares en Egipto son el baloncesto, el balonmano, el squash y el tenis.

El equipo nacional de baloncesto de Egipto tiene el récord de mejor actuación en la Copa del Mundo de Baloncesto y en los Juegos Olímpicos de Verano en Oriente Medio y África. [5] [6] Egipto fue sede de la Copa del Mundo de Baloncesto Sub-19 de la FIBA ​​2017 y es el único país africano en albergar una copa del mundo de baloncesto oficial a nivel junior o senior. Además, el país fue sede del Campeonato Africano de Baloncesto oficial en seis ocasiones. Egipto también fue sede de múltiples campeonatos juveniles continentales, incluido el próximo Campeonato FIBA ​​África Sub-18 2020 y el Campeonato FIBA ​​África Sub-18 femenino 2020. [7] El Pharaos ganó un número récord de 16 medallas en el Campeonato Africano oficial.

El equipo nacional de squash de Egipto siempre es conocido por su feroz competencia en campeonatos mundiales, desde la década de 1930 hasta la actualidad. El balonmano también se ha convertido en otro deporte cada vez más popular entre los egipcios. Desde principios de la década de 1990, el equipo nacional de balonmano egipcio se ha convertido en una fuerza internacional en crecimiento en el deporte, ganando torneos regionales y continentales y alcanzando el cuarto lugar a nivel internacional en 2001. El equipo nacional juvenil de balonmano alcanzó el primer puesto en 1993 bajo la dirección de líder del Capitán Gamal Shams, y fue sede del torneo en 2010 estableciendo un récord en el número de audiencia, especialmente el partido entre Egipto y Dinamarca en las semifinales, el estadio estaba completamente lleno.

En épocas más antiguas (las décadas de 1930 y 1940), Egipto fue una potencia en el levantamiento de pesas, el boxeo y la lucha libre con varias medallas de campeonatos olímpicos y mundiales.

Además, el hockey sobre patines (patio) está disponible en Egipto, pero los equipos que juegan este juego no pueden exceder los 10 equipos y el club más famoso que juega hockey sobre patines es el "club deportivo Al-Zamalek" y también el "club deportivo Nasr-City". El equipo nacional egipcio de hockey sobre patines ha participado en muchas competiciones mundiales, pero es poco probable que el equipo no haya ganado ningún torneo.

Los clubes deportivos locales reciben apoyo financiero de los gobiernos locales y muchos clubes deportivos cuentan con el apoyo financiero y administrativo del gobierno.

Cine Editar

El cine egipcio ha florecido desde la década de 1930. [8] Como resultado, la capital egipcia ha sido apodada el "Hollywood de Oriente Medio", donde se celebra cada año el mundialmente conocido Festival Internacional de Cine de El Cairo. El festival ha sido calificado por la Federación Internacional de Asociaciones de Productores de Cine como uno de los 11 festivales de cine de primer nivel en todo el mundo. [9]

La mayor parte de la televisión y el cine en árabe se han visto afectados notablemente por el dialecto egipcio, debido a su simplicidad. [ cita necesaria ]

La industria cinematográfica egipcia es la más importante del cine de habla árabe. [8]

La música egipcia es una rica mezcla de influencias indígenas egipcias y occidentales.

Ya en el 4000 a. C., los antiguos egipcios tocaban arpas y flautas, así como dos instrumentos autóctonos: el ney y el oud. Sin embargo, hay una pequeña notación de la música egipcia antes del siglo VII d.C., cuando Egipto se convirtió en parte del mundo musulmán. La percusión y la música vocal se volvieron importantes en este momento y sigue siendo una parte importante de la música egipcia hoy.

La música egipcia contemporánea tiene sus inicios en el trabajo creativo de Abdu-l Hamuli, Almaz, Sayed Mikkawi y Mahmud Osman, todos patrocinados por Khedive Ismail y que influyeron en el trabajo posterior de Sayed Darwish, Umm Kulthum, Mohammed Abdel Wahab, Abdel. Halim Hafez y otros exitosos músicos egipcios.

Desde la década de 1970 en adelante, la música pop egipcia se ha vuelto cada vez más importante en la cultura egipcia, particularmente entre la gran población joven de Egipto. La música folclórica egipcia también es popular y se toca durante las bodas y otras festividades. En el último cuarto del siglo XX, la música egipcia fue una forma de comunicar problemas sociales y de clase. Los cantantes de pop egipcios más populares son Amr Diab, Tamer Hosny, Mohamed Mounir, Angham y Ali El Haggar. Uno de los primeros compositores de música electrónica más respetados, Halim El-Dabh, es egipcio.

Danza del vientre, o Raqs Sharqi (literalmente: danza oriental) puede haberse originado en Egipto, y hoy el país es considerado el centro internacional del arte.

La cocina egipcia se compone de tradiciones culinarias locales como Ful medames, Kushari y Molokhia. También comparte similitudes con los alimentos que se encuentran en todo el Mediterráneo oriental como el kebab y el falafel.


Probando la Biblia

NOVA: ¿Los arqueólogos bíblicos han tratado tradicionalmente de encontrar evidencia de que los eventos en la Biblia realmente sucedieron?

William Dever: Desde los inicios de lo que llamamos arqueología bíblica, quizás hace 150 años, los eruditos, en su mayoría eruditos occidentales, han intentado utilizar datos arqueológicos para probar la Biblia. Y durante mucho tiempo se pensó que funcionaba. [William Foxwell] Albright, el gran padre de nuestra disciplina, hablaba a menudo de la "revolución quotarqueológica". Bueno, la revolución ha llegado, pero no de la forma que pensaba Albright. La verdad del asunto hoy en día es que la arqueología plantea más preguntas sobre la historicidad de la Biblia hebrea e incluso el Nuevo Testamento de las que proporciona respuestas, y eso es muy perturbador para algunas personas.

Pero quizás estábamos haciendo las preguntas equivocadas. Siempre he pensado que si resucitáramos a alguien del pasado, uno de los escritores bíblicos, se divertiría, porque para ellos no habría significado ninguna diferencia. Creo que habrían dicho, fe es fe es fe; tome sus pruebas y vaya con ellas.

El hecho es que la arqueología nunca puede probar ninguna de las suposiciones teológicas de la Biblia. Los arqueólogos a menudo pueden decirle qué sucedió y cuándo y dónde y cómo e incluso por qué. Ningún arqueólogo puede decirle a nadie lo que significa, y la mayoría de nosotros no lo intentamos.

Sin embargo, muchas personas quieren saber si los eventos de la Biblia son eventos históricos reales.


Descubierta la 'ciudad dorada perdida' de 3.000 años del antiguo Egipto

Los arqueólogos han elogiado el descubrimiento de lo que se cree que es la ciudad antigua más grande encontrada en Egipto, enterrada bajo la arena durante milenios, que según los expertos fue uno de los hallazgos más importantes desde el descubrimiento de la tumba de Tutankamón.

El famoso egiptólogo Zahi Hawass anunció el descubrimiento de la "ciudad dorada perdida", diciendo que el sitio fue descubierto cerca de Luxor, hogar del Valle de los Reyes.

"La misión egipcia dirigida por el Dr. Zahi Hawass encontró la ciudad que se perdió bajo las arenas", dijo el equipo de arqueología. "La ciudad tiene 3000 años, data del reinado de Amenhotep III y Tutankamón y Ay la siguieron utilizando".

Llamó al hallazgo la ciudad antigua más grande, conocida como Aten, jamás descubierta en Egipto.

Betsy Bryan, profesora de arte y arqueología egipcia en la Universidad Johns Hopkins, dijo que el hallazgo fue el "segundo descubrimiento arqueológico más importante desde la tumba de Tutankamón", según el comunicado del equipo.

Se han desenterrado artículos de joyería como anillos, junto con vasijas de cerámica de colores, amuletos de escarabajos y ladrillos de barro con los sellos de Amenhotep III.

Hawass, un exministro de antigüedades, dijo: "Muchas misiones extranjeras buscaron esta ciudad y nunca la encontraron".

Un restos humano esquelético se ve cerca de Luxor, Egipto. Fotografía: Zahi Hawass Center for Egyptolog / Reuters

El equipo comenzó las excavaciones en septiembre de 2020, entre los templos de Ramsés III y Amenhotep III cerca de Luxor, a 500 km (300 millas) al sur de la capital, El Cairo.

"En unas semanas, para gran sorpresa del equipo, las formaciones de ladrillos de barro comenzaron a aparecer en todas direcciones", se lee en el comunicado. “Lo que desenterraron fue el sitio de una gran ciudad en buen estado de conservación, con muros casi completos y con habitaciones llenas de herramientas de la vida cotidiana”.

Después de siete meses de excavaciones, se han descubierto varios vecindarios, incluida una panadería con hornos y cerámica de almacenamiento, así como distritos administrativos y residenciales.

Amenhotep III heredó un imperio que se extendía desde el Éufrates hasta Sudán, dicen los arqueólogos, y murió alrededor de 1354 a. C.

Gobernó durante casi cuatro décadas, un reinado conocido por su opulencia y la grandeza de sus monumentos, incluidos los Colosos de Memnon, dos enormes estatuas de piedra cerca de Luxor que lo representan a él y a su esposa.

"Las capas arqueológicas han permanecido intactas durante miles de años, dejadas por los antiguos residentes como si fuera ayer", dijo el comunicado del equipo.

Bryan dijo que la ciudad "nos dará un vistazo poco común a la vida de los antiguos egipcios en el momento en que el imperio era más rico".

Los egiptólogos dijeron que encontraron "habitaciones llenas de herramientas de la vida diaria". Fotografía: Zahi Hawass Center for Egyptolog / Reuters

El equipo dijo que estaba optimista de que se revelarían más hallazgos importantes, y señaló que había descubierto grupos de tumbas a las que llegó a través de "escaleras excavadas en la roca", una construcción similar a las encontradas en el Valle de los Reyes.

"La misión espera descubrir tumbas intactas llenas de tesoros", agregó el comunicado.

Después de años de inestabilidad política vinculada a una revuelta popular en 2011, que asestó un duro golpe al sector turístico clave de Egipto, el país busca atraer visitantes, en particular promocionando su herencia ancestral.

La semana pasada, Egipto transportó los restos momificados de 18 reyes antiguos y cuatro reinas a través de El Cairo desde el Museo Egipcio hasta el nuevo Museo Nacional de la Civilización Egipcia, una procesión apodada el "Desfile Dorado de los Faraones".


& # 8220Lost Golden City & # 8221 Descubierta en Egipto da un vistazo a la vida de los antiguos faraones

Por fin se ha encontrado la & # 8220 ciudad dorada perdida & # 8221 de Egipto. Un equipo de arqueólogos egipcios dirigido por el exministro de antigüedades Dr. Zahi Hawass anunció en un comunicado el 8 de abril de 2021 que habían descubierto la antigua ciudad de Aten. La ciudad, notablemente bien conservada, tiene más de 3.000 años y data del período del Imperio Nuevo de la historia de Egipto. Los egiptólogos de todo el mundo elogian el descubrimiento como & mdashin las palabras de la profesora estadounidense Betsy Brian & mdashthe & # 8220segundo descubrimiento arqueológico más importante desde la tumba de Tutankamón & # 8221. El asentamiento es la ciudad antigua más grande desenterrada hasta ahora en Egipto.

En realidad, la ciudad de Aten está relacionada con el legendario niño faraón de Egipto. Ubicado cerca de Luxor (antigua Tebas) en el Alto Egipto, Aten se encuentra muy cerca del Valle de los Reyes. Según Hawass, el equipo inició una búsqueda en la zona del templo mortuorio de Tutankamón. Se sorprendieron al descubrir que bajo la arena había una vasta extensión de murallas bien conservadas que delimitaban claramente una ciudad de gran tamaño. Resulta que habían descubierto el complejo urbano burocrático e industrial fundado por el rey Amenhotep III (que gobernó entre 1391 y 1353 a. C.). El complejo también incluye dos palacios reales y una serie de tumbas excavadas en la roca que aún no se han excavado.

Las excavaciones en el sitio comenzaron en septiembre de 2020 y avanzaron rápidamente. Innumerables habitaciones amuralladas hechas de ladrillos de barro se utilizaron para diferentes propósitos y mdash, incluida una panadería y cocinas que claramente estaban destinadas a alimentar a muchas personas. También se han descubierto escarabajos, cerámica, anillos y vasijas de vino. Las inscripciones en las vasijas de vino, así como los cartuchos en los ladrillos, han ayudado a fechar muchas de las actividades de la ciudad en el reinado de Amenhotep III, incluidos los años que reinó con su hijo Akhenaton.

Estos fragmentos de la vida diaria serán increíblemente valiosos para los estudiosos. According to the press release, the team discovered a vessel containing cooked meat which bears the inscription: “Year 37, dressed meat for the third Heb Sed festival from the slaughterhouse of the stockyard of Kha made by the butcher luwy.” This poses a question for historians, who have typically thought Aten was abandoned in favor of moving the capitol to Amarna only a year after the dated inscription. With this new information, the history of these cities during the reign of Akhenaten and even Tutankhamun may be rewritten.

The excavation remains ongoing, with much of the administrative buildings and gravesites yet to be explored. The team announced that “the mission expects to uncover untouched tombs filled with treasures.” These rich discoveries may be more glittering than ancient vessels filled with meat, but every corner of the “lost golden city” of Aten is proving to be a goldmine of knowledge for understanding life in a center of royal power in ancient Egypt.


Egypt breakthrough: How ancient mythical kingdom was uncovered in ‘remarkable discovery'

Enlace copiado

Egypt: Archaeologists use science to discover location of Punt

Cuando se suscriba, utilizaremos la información que proporcione para enviarle estos boletines. A veces, incluirán recomendaciones para otros boletines o servicios relacionados que ofrecemos. Nuestro Aviso de privacidad explica más sobre cómo usamos sus datos y sus derechos. Puede darse de baja en cualquier momento.

The Land of Punt was said to be a place of &ldquowonderful things,&rdquo and it is recorded in ancient Egyptian history as early as the Fourth Dynasty under the Pharaoh Khufu, with the location celebrated in popular Egyptian literature &ldquoTale of the Shipwrecked Sailor&rdquo 4,000 years ago. Tomb inscriptions reveal how in the Eighteenth Dynasty of Egypt Queen Hatshepsut built a Red Sea fleet to facilitate trade between the head of the Gulf of Aqaba and points south as far as Punt to bring mortuary goods to Karnak in exchange for Nubian gold. Hieroglyphs detail much about the royals, inhabitants, and the variety of trees on the island, revealing it as the "Land of the Gods, a region far to the east in the direction of the sunrise, blessed with products for religious purposes," where traders could return with gold, ivory, ebony, incense, aromatic resins, animal skins, live animals, eye-makeup cosmetics, fragrant woods, and cinnamon.

Tendencias

But, the History Channel&rsquos &lsquoEgypt&rsquos Unexplained Files&rsquo revealed how experts suspected the Land of Punt to be nothing more than a legend passed down by Egyptians until a huge discovery changed everything.

The 2019 series explained: &ldquoIn 2004, archaeologists were digging at a site near the small Egyptian harbour of Wadi Gawasis on the Red Sea.

&ldquoKathryn Bard and her team from Boston University made a remarkable discovery &ndash ancient ships.

&ldquoThese ships were not built for the River Nile, they were made for the open ocean &ndash the first seafaring vessels to ever be uncovered from ancient Egypt.

An incredible discovery was made in Egypt (Image: GETTY/HISTORY CHANNEL)

The Land of Punt was shown in inscriptions (Image: HISTORY CHANNEL)

&ldquoAlongside the rigging, they discovered a set of strange boxes and realised the incredible significance of the find.&rdquo

Archaeologist Kathryn Bard explained what her team uncovered.

She said: &ldquoWe found pieces of ancient ships, 26 oil papyrus rope rigging from an ancient ship.

&ldquoWe excavated 43 discarded cargo boxes, and why do we know they were cargo boxes? Because two of them were inscribed like a package label with &lsquothe wonderful things of Punt.&rsquo

&ldquoThere is a wonderful fictional tale dating to 1900BC called &lsquoThe Tale of the Shipwreck Sailor&rsquo and it&rsquos about a sailor who is on a seafaring expedition.&rdquo

The narrator revealed how the breakthrough made experts revisit hieroglyphs previously ignored.

Archaeologists found goods bound for the kingdom (Image: HISTORY CHANNEL)

Artículos relacionados

He added: &ldquoThis was the first evidence that the mysterious Land of Punt was a real place and that the ancient Egyptians were trading, but where was it?

&ldquoFor over a century, the Land of Punt is thought to be nothing more than a tall tale, first discovered in a 4,000-year-old papyrus of a sailor telling stories of fabulous creatures and exotic spices.

&ldquoResearchers now re-examine an ancient tablet called the Palermo stone and find accounts of voyages that were previously considered fictional.

&ldquoIt reveals that Punt was the source of many essential goods brought into ancient Egypt, all the evidence points to Punt being a trading partner for ancient Egyptians.&rdquo

Then, the series explained a second breakthrough that would lead to the location being pinpointed.

The narrator added: &ldquoTeams excavating the ocean-going ships make an incredible breakthrough, they find shards of ancient pots that once contained goods from Punt and discover that the clay comes from the east coast of Africa.

Kathryn Band led the team of experts (Image: HISTORY)

Hatshepsut's temple was key to unlocking the secret (Image: GETTY)

Artículos relacionados

&ldquoBut exactly where on the coast remains a mystery to researchers, so they turn to inscriptions at Queen Hatshepsut&rsquos temple, where they find accounts of a voyage to Punt.

&ldquoThe depictions on the walls have long puzzled visitors because they have a different skin colour to the Egyptians and they find a passage that describes the animals &ndash baboons, dogs and incense trees.

&ldquoBaboons are not indigenous to Egypt, so if archaeologists can determine the origin, it could help them pinpoint the location of Punt.

&ldquoThey track down a baboon mine discovered int the Valley of the Kings and in 2010 a team of scientists tested the baboons using a scientific technique called stable oxygen isotope analysis.&rdquo

Ms Bard revealed the location to viewers, adding: &ldquoThe analysis points to northeast Africa, in what is today Eritrea or Eastern Sudan.&rdquo


A Study On Cheikh Anata Diop

's Institute of African Studies. Dr. Diop contributed to the scientific understanding of African history by refuting flawed euro-centric ideas on the origins of Egyptian civilization. Throughout his work, the main themes of Dr. Diop 's work was that Egypt was the center of a vast network linking Africa 's main cultures and languages and that it was the product of cultural influences from the African heartland. Therefore, the originators of classical Egyptian civilization were not Mediterranean whites


Archaeologists Have Discovered 110 Tombs From Three Different Eras of Ancient Egyptian History in the Nile Delta

Scholars are now trying to determine whether and how the people of one period absorbed the traditions of another.

The archeological site of 110 tombs at the Nile Delta. Photo courtesy of the Egyptian Ministry of Tourism and Antiquities.

Excavations at an ancient site in the Nile Delta have uncovered no less than 110 tombs dating from three different periods of ancient Egyptian history.

The find includes 68 oval-shaped tombs from the predynastic Buto Period (6000–3150 B.C.), 37 rectangular-shaped tombs from the Second Intermediate Period (1782–1570 B.C., also known as the era of Hyksos, a Semitic people that ruled Egypt at the time), and five oval-shaped tombs from the Naqada III period (3200–3000 B.C.), according to Revista Smithsonian.

“This is an extremely interesting cemetery because it combines some of the earliest periods of Egyptian history with another important era, the time of the Hyksos,” Salima Ikram, an Egyptologist at the American University in Cairo, told Reuters. “Egyptologists are working to understand how the Egyptians and the Hyksos lived together and to what degree the former took on Egyptian traditions.”

The discovery was announced in statement from the Egyptian Ministry of Tourism and Antiquities, which plans to continue excavations on the site. Artifacts uncovered to date include stoves and ovens, pottery, silver rings, funerary furniture, scarab amulets, pottery, and bricks from old buildings.

Scarab amulets from the archeological site of 110 tombs at the Nile Delta. Photo courtesy of the Egyptian Ministry of Tourism and Antiquities.

The dead were buried in squatting positions in the Buto period tombs, while Hyksos period burials were done face-up, their heads pointing to the west. Both the Buto and Hyksos tombs included the remains of babies in jars, an ancient burial practice that remains mysterious.

“But there’s always the interpretation that the jar is almost like a womb, so basically the idea is to return [the] baby back into Mother Earth, or into the symbolic protection of his mother,” archaeologist Yoav Arbel told Live Science of a similar discovery last year.

Though maintaining tourism has been a struggle in Egypt over the past decade—first due to revolution, and more recently because of the ongoing pandemic—the government hopes discoveries such as these will encourage overseas travelers to visit.

Earlier this month, Egypt’s president, Abdel Fattah el-Sisi, marked the opening of Cairo’s long-awaited National Museum of Egyptian Civilization with an elaborate procession across the city of 22 ancient Egyptian royal mummies.

See more photos from the newly uncovered tombs below.

A human skeleton from a tomb at the Nile Delta. Photo courtesy of the Egyptian Ministry of Tourism and Antiquities.

A human skeleton from a tomb at the Nile Delta. Photo courtesy of the Egyptian Ministry of Tourism and Antiquities.

Artifacts from the archeological site of 110 tombs at the Nile Delta. Photo courtesy of the Egyptian Ministry of Tourism and Antiquities.

A human skeleton from a tomb at the Nile Delta. Photo courtesy of the Egyptian Ministry of Tourism and Antiquities.


Egiptología

Nuestros editores revisarán lo que ha enviado y determinarán si deben revisar el artículo.

egiptología, the study of pharaonic Egypt, spanning the period C. 4500 bce to ce 641. Egyptology began when the scholars accompanying Napoleon Bonaparte’s invasion of Egypt (1798–1801) published Descripción de l'Égypte (1809–28), which made large quantities of source material about ancient Egypt available to Europeans. For a discussion of the long-standing fascination with ancient Egypt, ver Sidebar: Egyptomania.

Written Egyptian documents date to C. 3150 bce , when the first pharaohs developed the hieroglyphic script in Upper Egypt. The documents of these kings, their successors, and their subjects, as well as the archaeological material of their culture, well preserved by Egypt’s arid climate, provide the source material for Egyptological study.

After the Roman conquest (31 bce ) the knowledge of pharaonic Egypt was gradually lost as Hellenism infused Egyptian culture. The temples alone preserved pharaonic religion and the hieroglyphic script. Christianity, introduced in the 1st century, slowly eroded this last bastion of pharaonic culture. Por C. 250 ce the Greek alphabet, with six added letters from the demotic (cursive hieroglyphic script), replaced the hieroglyphic system. The last known hieroglyphs were carved in 394 at Philae, where the worship of Isis survived until about 570. Some observations about pharaonic Egypt had passed into Greco-Roman civilization through such Classical authors as Herodotus and Strabo. The worship of Isis and Osiris had also spread throughout the Roman Empire, and Manetho, an Egyptian priest, had compiled a list of kings for Ptolemy I that preserved the outline of Egyptian history in Greek. These factors helped keep a dim memory of ancient Egypt alive in Europe.

After the Arab conquest (641) only the Christian Egyptians, the Copts, kept alive the ancient language, written in Greek characters. In Europe the Coptic texts taken from Egypt during the Renaissance awakened interest in the Egyptian language. Athanasius Kircher, a German Jesuit, published a Coptic grammar in 1643, and European travelers to Egypt returned with antiquities and stories of wondrous ruins. The first scholar known to have engaged in scientific work, the 17th-century English astronomer John Greaves, measured the pyramids of Giza.

In 1799 a French engineer found the Rosetta Stone, a trilingual stela with Greek, hieroglyphic, and demotic texts. Knowledge of Coptic permitted the deciphering of the stone’s inscription, a work completed in 1822 by Jean-François Champollion. He and an Italian scholar, Ippolito Rosellini, led a combined expedition to Egypt in 1828 and published their research in Monuments de l’Égypte et Nubie. Karl Richard Lepsius followed with a Prussian expedition (1842–45), and the Englishman Sir John Gardner Wilkinson spent 12 years (1821–33) copying and collecting material in Egypt. Their work made copies of monuments and texts widely available to European scholars. Muḥammad ʿAlī’s government (1805–49) opened Egypt to Europeans and consular agents, and adventurers began to collect antiquities, often in ways that amounted to plunder. From this arose the great European Egyptian museum collections. Auguste Mariette went from the Louvre in 1850 and began excavations at Memphis, where he found the Serapeum. He convinced Saʿīd Pasha, viceroy of Egypt, to found the first Egyptian museum at Būlāq (1858 moved to Cairo, 1903) as well as the Service des Antiquités (1863). Mariette became the first director of this organization, which worked to stop the hitherto uncontrolled digging and collection of antiquities.

The research of Emmanuel de Rougé in France, Samuel Birch in England, and Heinrich Brugsch in Germany established Egyptology as an academic discipline. In 1880 Flinders Petrie brought to Egypt his technique of controlled, scientifically recorded excavation, which revolutionized archaeology he pushed back the origins of Egyptian culture to 4500 bce . The British Egypt Exploration Fund (later Society), founded in 1882, promoted excavations using Petrie’s principles, and other professional associations of Egyptologists spread these standards. Adolf Erman and Hermann Grapow published in Berlin the Wörterbuch der ägyptischen Sprache, an exhaustive dictionary of hieroglyphic Egyptian. In 1954 Wolja Erichsen published his demotic lexicon, Demotisches Glossar. The Germans Erman, Eduard Meyer, and Kurt Sethe, the English scholars Francis Llewellyn Griffith and Sir Alan H. Gardiner, and the Czech Egyptologist Jaroslav Černý conducted research that shaped the currently accepted outlines of Egyptian history. James Henry Breasted founded the Oriental Institute at the University of Chicago and pioneered American Egyptology with his survey of Egypt and Nubia (1895–96). He started the Epigraphic Survey in 1924 to make accurate copies of the inscriptions on monuments, which are subject to deterioration from exposure to the elements, and to then publish these records. The group’s current project, which began during the 1990–91 season, is a record of the temple of Amon in Madinat Habu.

American museums opened Egyptian collections in the late 19th and early 20th centuries, and excavations in Egypt helped enlarge their exhibits. The University of Pennsylvania, the Metropolitan Museum of Art (New York City), the Museum of Fine Arts (Boston), the Brooklyn Museum, and the Institute of Fine Arts of New York University all have conducted work in Egypt. The discovery of Tutankhamen’s tomb (1922), as well as Pierre Montet’s excavations of the intact royal tombs at Tanis, heightened public awareness of Egyptology.

The worldwide UNESCO-sponsored effort to raise the temples of Nubia and Philae above the waters of Lake Nasser (1960–75) and the Egyptian government-sponsored tours (during 1972 in London and 1976–79 at six U.S. museums) of objects from Tutankhamen’s tomb spurred international interest in Egypt. Researchers working in Nubia gained access to ancient Egyptian sites, especially in the poorly explored Nile River delta. In the 1970s excavation of ancient Avaris and Per Ramessu (city of the biblical Ramses) and Mendes yielded important insights into these ancient cities.

The building of the Aswān dams (1902 and 1970) led to international salvage excavations in Nubia, the results of which shed light on Egyptian history. A salvage operation led to a great find in the waters off Alexandria. In 1994 Jean-Yves Empereur—the archaeologist who founded the Centre for Alexandrian Studies (Centre d’Études Alexandrines)—was called in to study an underwater site before a concrete breakwater was erected over the area. The site, which contained huge masonry blocks, columns, and a statuary (including a colossal statue that is thought to represent Ptolemy II), is believed to hold some remains of the Pharos of Alexandria—the lighthouse that was one of the Seven Wonders of the Ancient World.

In 1976 the First International Congress of Egyptology convened in Cairo reconvening at three-year intervals, it fosters closer contacts among scholars around the world. After 1952 Egyptians themselves became more involved in Egyptology. Regional museums opened at Alexandria, Al-Minyā, Mallawī, Luxor, and Aswān as increasing numbers of tourists visited Egypt.

Still, despite 200 years of excavation and research, many little-explored sites remain in Egypt. This was evidenced in the mid-1990s by a find near Bawiṭ (Al-Bawīṭī), south of Cairo, where archaeologists found one of the largest necropolises (burial places) ever uncovered burials there dated to the Roman era, about 2,000 years ago. Excavators uncovered some 100 mummies, ranging from the remains of wealthy individuals buried with golden masks to those buried in less costly terra-cotta or plaster workers dubbed the area “Valley of the Golden Mummies.” Based upon the 100 or so tombs yet to be opened at Bawiṭ, archaeologists expected the necropolis to hold between 5,000 and 10,000 mummies. The site was particularly interesting to scholars concerned with the burial practices of ordinary people during Egypt’s Greco-Roman period. In addition, the tombs had never before been opened, which allowed archaeologists the opportunity to study an undisturbed site.

This article was most recently revised and updated by Amy Tikkanen, Corrections Manager.


Introduction to Ancient Egypt and Its Civilization

Colossal pyramids, imposing temples, golden treasures, enigmatic hieroglyphs, powerful pharaohs, strange gods, and mysterious mummies are features of Ancient Egyptian culture that have fascinated people over the millennia. The Bible refers to its gods, rulers, and pyramids. Neighboring cultures in the ancient Near East and Mediterranean wrote about its god-like kings and its seemingly endless supply of gold. The Greeks and Romans describe aspects of Egypt's culture and history.

As the 19th century began, the Napoleonic campaign in Egypt highlighted the wonders of this ancient land, and public interest soared. Not long after, Champollion deciphered Egypt's hieroglyphs and paved the way for other scholars to reveal that Egyptian texts dealt with medicine, dentistry, veterinary practices, mathematics, literature, and accounting, and many other topics. Then, early in the 20th century, Howard Carter discovered the tomb of Tutankhamun and its fabulous contents. Exhibitions of this treasure a few decades later resulted in the world's first blockbuster, and its revival in the 21st century has kept interest alive. Join Dr. David Silverman, Professor of Egyptology at Penn, Curator in Charge of the Egyptian Section of the Penn Museum, and curator of the Tutankhamun exhibitions on a guided tour of the mysteries and wonders of this ancient land. He has developed this online course and set it in the galleries of the world famous Penn Museum. He uses many original Egyptian artifacts to illustrate his lectures as he guides students as they make their own discovery of this fascinating culture.


Ver el vídeo: Documental Enigmatico Descubriendo los Misterios y Secretos del Antiguo Egipto i